Abedul (Betula pendula)

En: - WiKiMAMICA Comentario: 0 Golpear: 31

Abedul (Betula pendula)

Planta con acción diurética. Posee propiedades analgésicas y antiinflamatorias. El abedul cuenta en su composición con minerales como el magnesio, hierro, calcio, zinc y vitaminas del grupo B y C, antioxidantes y proteínas vegetales. Estos componentes dotan al abedul con diferentes acciones beneficiosas para nuestro organismo, como por ejemplo: Depurativa, Diurética y Desintoxicante.

La palabra abedul proviene del nombre celta betule. Es un árbol de gran altura que puede llegar a medir hasta 30 m, su corteza es de color blanca platinada, lisa y con grietas que se forman por el tiempo. De crecimiento rápido, crece alrededor de un metro por año, aunque este se estanca para los 20 años. Tiene hojas romboidales, alternas y dentadas en el borde, uno de los lados de las hojas es más claro que el otro, lo que le da un efecto visual muy atractivo al árbol cundo el viento mueve sus hojas. Sus flores resaltan en bonches largos colgantes de colores amarillos y verdes, o amarillas verdosas, las cuales brotan, de forma curiosa, antes de salir las hojas. Su fruto es un aquenio con dos alas membranosas, de olor aromático y sabor amargo.

Su fruto se ha utilizado en medicina natural y es conocido como cicatrizante del bosque ya que recupera rápidamente lugares incendiados o deforestados, donde hay un claro o un pedazo virgen de tierra. Es un árbol con gran necesidad de luz, por lo que al aumentar la vegetación en el lugar que coloniza, este va desapareciendo poco a poco.

Algunos componentes nutritivos o químicos del abedul:

• Vitamina C, ácidos fenoles, nicotínicos y acetilsalicílicos, taninos, carotenos y principios amargos, además de mucílagos, resinas y antisépticos vegetales. Contiene azúcares, saponinas, betulina, flavonoides (como la miricitrina), aceites esenciales, una esencia rica en betulenol y metilbetulenolresinas.

Partes que se utilizan y propiedades:

Corteza: con propiedades diuréticas, antiinflamatorias, antisépticas, laxantes, analgésicas y febrífugas.
Hojas: con propiedades antisépticas, diuréticas, colereticas, desinfectantes, contra dermatitis, cicatrizantes, purificadoras, astringentes, colagogas y coleréticas.
Yemas: con propiedades balsámicas.

Propiedades y usos generales del Abedul:

  • Adelgaza: es una eficaz forma natural para perder peso ya que tiene propiedades hipolipemiantes e hipocolesterolemiantes.
    Estimulante renal o nefrítico: ayuda a los riñones a su correcta eliminación y funcionamiento sin irritarlos o dañarlos. Para esto, se preparan infusiones y se beben de dos a tres tazas al dia. La savia del abedul, que contiene principalmente azúcares, es un suave pero eficaz diurético que previene la formación de cálculos renales, disuelviendo arenillas (litiasis). En este caso, se debe preparar una infusión y beber como tónico medicinal durante el dia. Por otro lado, ayuda a tratar infecciones de las vías urinarias o vejiga (cistitis, pielonefritis, falta de micción, etc.).
    Febrífugo: un remedio apto para bajar o reducir la fiebre y tratar infecciones.
    Antibacterial: ayuda a combatir infecciones.
    Diurético: estimula la función renal y la eliminación de líquidos del organismo, por lo que es útil para tratar afecciones que requieren una eliminación de líquidos correcta.
    Antiinflamatorio: ayuda a desinflamar, por lo que se recomienda en casos de inflamaciones ya sea externas e internas como colitis, gastritis, artritis, dermatitis, etc.
    Anticatarral: posee un efecto sudorífico el cual ayuda a combatir catarros. Se prepara una infusión con hojas de abedul y se le agregan hojas de tila y el jugo de medio limón para acentuar su efectividad.
    Antirreumáticas: una buena ayuda para reducir problemas artríticos, articulaciones inflamadas y dolores musculare por golpes o exceso de actividad física. Para esto se utilizan sus hojas para elaborar infusiones o hacer pastas y aplicar sobre las articulaciones o músculos adoloridos o inflamados.
    Antiespasmódico: ayuda a aliviar cólicos estomacales.
    Hipocolesterolemia: reduce los niveles de colesterol nocivo del organismo, por lo que se le han atribuido propiedades adelgazantes.

Acerca del Abedul:

Crece en bosques no tupidos y alamedas de Europa, Asia y América, se da con facilidad en zonas con humedad y soleadas, en tierra ácida y silícea. Florece en abril y mayo, su cosecha se da en mayo y junio y la recolección de sus hojas se da en primavera. Ya recogidas, se dejan secar a la sombra y con ellas se preparan pastas e infusiones medicinales.

Dosis y toxicidad:

Se debe consumir con precaución sobre todo en personas con insuficiencia cardiaca y renal (ver usos para curar riñones).

Usos externos del abedul:

  • El aceite esencial de hojas de abedul es excelente remedio para menguar los dolores reumáticos o artríticos. No se debe aplicar el aceite directamente sobre la piel, siempre hay que rebajarlo con otros aceites como el de almendras.
    Combate celulitis: al dar masajes con aceite de abedul se ayuda a romper los depósitos de grasa acumulados en el cuerpo, los cuales provocan la tan no deseada piel de naranja.
    El extracto de sus hojas en vaporizador ayuda contra infecciones pulmonares, a refrescar y limpiar ambientes.

By Jorge López

Tecnico Naturópata colegiado

Nutricionista y Entrenador Personal (FPEF)

Universidad Europea Miguel de Cervantes

Universidad de Nebrija

Aviso:

La información y declaraciones hechas son para fines educativos y no tienen la intención de reemplazar el consejo de su médico. Herboristería de Mamica no dispensa consejos médicos, prescribe o diagnostica enfermedades. Las opiniones y consejos nutricionales expresados ​​por Herboristería de Mamica no pretenden ser un sustituto del servicio médico convencional. Si tiene una condición médica grave o preocupación por su salud, consulte a su médico.

Etiquetas: abedul

comentarios

Deje su comentario

domingo lunes martes miércoles jueves viernes sábado enero febrero marzo abril Mayo junio julio agosto septiembre octubre noviembre diciembre